Páginas

Porque Del baúl Sabio..

Este
sitio es un compilado de notas, apuntes, blocks, cuadernos y libros que he
guardado en un baúl, lugar donde se encuentra concentrada toda mi formación
terapéutica en cuestiones de terapias
complementarias.

Mi intención, no es
realizar escritos con orientación pedagógica, sino despertar incógnitas y
realizar conclusiones de todas las experiencias vividas junto a aquellos que han
compartido un encuentro terapéutico.


Si alguien lo lee, se siente identificado, le genera
preguntas, curiosidad, inquietud y busca respuestas...



Misión cumplida...

viernes, 19 de septiembre de 2014

Cita conmigo






Tu visión devendrá más clara solamente cuando mires dentro de tu corazón. Aquel que mira afuera, sueña. Quien mira en su interior, despierta.
                                            Carl G. Jung

Sea cual sea tu creencias, tu conocimiento y tu necesidad por descubrir cosas nuevas, siempre encontrarás herramientas para lograr conectarte con tu interior. Descubre cuales te ayudan a lograrlo.

La meditación y la oración son óptimas para aquellos que disfrutan de un espacio de paz y de silencio. A veces, acompañarlo de música relajante nos invita a transportarnos a un mundo donde todas las tensiones se desvanecen. Las visualizaciones y las meditaciones guiadas logran un estado de relajación tal que superan en muchas ocasiones a medicamentos miorrelajantes.

Para aquellos que gustan de conversar, que al expresarse con palabras puedan reflexionar sobre sus deseos, asuntos pendientes, conductas que corregir, problemáticas a solucionar, la psicoterapia en todas sus formas son un buen ámbito a seguir.

Pero particularmente confieso, que la Terapia Floral, también obra de maravilla en estas cuestiones. El terapeuta será el interlocutor y pondrá en nuestras manos las esencias que nos ayuden a trabajar sobre nuestras emociones, sentimientos y patrones de conducta. La bronca, el resentimiento, la angustia, los miedos, la incertidumbre, la sensación de vacío existencial, entre muchas, serán elaboradas con el tratamiento afín. El Dr E, Bach decía que la enfermedad se produce cuando las emociones, el cuerpo y la mente no se encuentran en armonía. Y agregaba:
"Si permitimos que otras personas interfieran en nuestra vida, ya no podremos escuchar los dictados de nuestra alma, y eso nos conducirá a la desarmonía y la enfermedad. Cuando el pensamiento de otra persona penetra en nuestra mente, nos desvía de nuestro verdadero rumbo".
(Párrafo extraído del Libro "Obras Completas del doctor Bach"  por Julian Barnard.

La astrología, será de interés especial cuando tratemos de buscar significado a nuestra vida. Nuestra carta natal, es un mapa en donde podemos descubrir los mecanismos de cómo nos insertamos en el mundo, lo que nos da seguridad, la forma que tenemos de expresarnos, el tipo de familia y de raíces que tenemos y qué queremos lograr,  el tipo de pareja que anhelamos, cómo nos relacionamos con el entorno, qué nos causa inseguridad, miedo, qué reprimimos, qué nos cuesta afrontar y en qué área somos vulnerables.

La auriculoterapia es una técnica de diagnóstico y tratamiento que se basa en la acupuntura y/o acupresión del pabellón auricular para la evolución favorable de diferentes dolencias ya sean a nivel somático como psicoemocinal. Pero en este tema nos explayaremos en otro momento.

La medicina complementaria - como me gusta llamarla porque a mi parecer, no es alternativa de nada, sino que acompaña cualquier tratamiento de medicina alopática, homeopática o natural-, es un vehículo excelente a la hora de encontrar el bienestar de cada uno de nosotros.

La aromaterapia, la reflexología, el masaje con todas sus técnicas, la acupuntura, fitoterapia también aportan lo suyo.




En conclusión, cada uno de nosotros tiene una personalidad a la cual sentirá más empatía con algunas de estas terapias mencionadas. Es solo cuestión de encontrar al terapeuta calificado para que nos acompañe en lograr nuestro bienestar en todos los aspectos. El fin último, es conocernos, descubrir quien verdaderamente somos, obrar en consecuencia para que vivamos plenamente conforme con todo aquello que hemos conquistado.